Buscar
 

San Román

Fiesta: 28 de Febrero    ¿? - † 460

ste monje ermitaño, además de dedicarse por entero a la oración, la penitencia y la soledad, fundó varios monasterios. Parece que apenas tenía estudios pero sí gozaba de una sabiduría e inteligencia nada comunes y que en su hogar familiar había recibido una esmerada educación cristiana que, a pesar de las no pocas dificultades por las que el trajín de la vida le arrastró, jamás llegó a olvidar.

Su vida se mueve en aquellos años tan difíciles cuando el Imperio Romano de Occidente se desmorona y cuando los pueblos bárbaros venidos del norte de Europa amenazan avasallarlo todo. Es ordenado sacerdote en Besancón por el ilustre Hilario de Arlés en tiempos tan difíciles para la Iglesia. No por cobardía, sino por necesidad interior, renuncia a todas las prebendas que podía ofrecerle su Ordenación sacerdotal y se retira a la soledad para vivir la vida eremítica, a los bosques del Jura, en la frontera de Francia y Suiza.

San Román

Allí pasa unos años no teniendo otra compañía que los árboles, las plantas y algunos animales. Toda su jornada la pasa entregado a la oración, a la mortificación y hace también algunos trabajos manuales. Pronto se le reunieron su hermano Lupicino y algunos compañeros más. Después llegaron otros muchos aspirantes a la vida eremítica, entre ellos una hermana de San Román y otras mujeres. Los hermanos construyeron los monasterios de Condat y Leuconne, de aquí surgió su célebre convento de Condat que será después la semilla de otros muchos Monasterios. Y para las mujeres construyeron el monasterio donde hoy está el pueblo de Saint Roman de la Roche.

Gracias al buen hacer de Román no hubo nunca escisiones en el Monasterio y todos vivían como verdaderos hermanos, teniendo, un mismo sentir y siendo todo común entre ellos. Condat se había convertido en una de las escuelas más famosas de su tiempo y de allí salían fervorosos misioneros y trabajadores para todo los campos en la viña del Señor. Luchó fuerte contra algunos príncipes y nobles en defensa de los derechos humanos y de las reglas de los monasterios.

Lleno de méritos, murió en el año 460.